domingo, 31 de mayo de 2009

Déjame entrar

Tras leer excelentes críticas de esta película, me decidí a verla (aún la echan en algunos cines) y la verdad es que me esperaba más.

Hay que concederle que es una historia de vampiros nada convencional y comercial, el argumento es atractivo, pero varios elementos juegan en su contra: hay escenas que no se comprenden, al menos en la 1ª visión del film (y no me pasó a mí sola, ya que la vi con tres personas más) y es muy lenta, sobre todo cuando nos muestra algunos paisajes o escenarios. En conclusión, que si tuviera que ponerle una nota numérica, le pondría un 7 (por las buenas intenciones).

Lo mejor: La actuación de los jóvenes actores, junto con la estética.
Lo peor: El ritmo de la narración, demasiado lento. Aquí están la sinopsis y el trailer, para quién le interese:
Con doce años, proveniente de una familia disfuncional y sometido a abusos diarios por parte de un grupo de compañeros de clase, Oskar acaba de comprender que la vida puede ser maravillosa pero que a él le ha tocado sufrir la parte más oscura de la existencia. Una noche, Oskar conocerá a su nueva vecina, una pálida niña que oculta un terrible secreto. (De http://www.quedepeliculas.com/)


3 comentarios:

Dark dreamer dijo...

Yo empecé a verla porque una amiga, con la que suelo compartir bastantes gustos, se había enamorado de ella y he de decir que no la terminé porque me quedaba dormida...Es cierto que no es la típica historia de vampiros y que los niños son geniales...no sé si será por tanta nieve o qué pero no conseguí cogerle el gusto, quizás le dé otra oportunidad cuando salga en DVD

Nekouji dijo...

Yo me suelo quedar dormido en las pelis, tiene ke tener mucha acción o que esté bastante despejado para no kedarme frito, y si esta tiene una narración lenta pues...

enma141 dijo...

a mi no me gustó en absoluto... no me quedé dormida de milagro... es verdad es que los niños actuan muy bien, pero aún así no me convence...